“EL BOLERO:EXPRESION DE SENTIMIENTOS ENCONTRADOS”

Los furibundos fanáticos y amantes del bolero como nosotros, tenemos siempre presente que se trata de una composición melodiosa de grandes rasgos ortodoxos en razón que siempre comulga con los principios que regulan la trágica verdad que configura la forma de componer las frases o los versos para dedicárselos al amor, al desamor, al abandono, a la traición, al desdén, a la deslealtad, a la esperanza, a la tristeza, a la alegría, a la melancolía y a la añoranza, cuyo principal protagonista no puede ser otro que el corazón, manantial prolifero de todas las razones que encarnan al bolero como derivación directa del amor en todas sus facetas. Es verdad que los componentes de esta expresión romántica y soñadora están llenos de todo un drama pasional desde el punto de vista que se le observe, donde predominan los sentimientos en sus diversas formas, la infelicidad, la rabia, la impotencia, las ganas de pegarle la cabeza a la pared, destrozar lo que se encuentre al frente, gritar a todo gañote, maldecir con todas las fuerzas, desear que a alguien le caigan las siete plagas de Egipto, beber hasta perder el conocimiento, y, en fin, proceder de la forma más inverosímil en aras de desahogarse de un gran despecho, surgido como consecuencia de la existencia de una relación amorosa que no se ha desarrollado en los términos deseados, que no ha transitado por los caminos normales del amor, que no ha sido reciproca, donde han prevalecido otras razones que sirvieron para que se exteriorizaran encontrados sentimientos, por lo que se ha perdido el verdadero sentido de las cosas y la proporción de los hechos, dando paso a elucubraciones fantasmagóricas o fantasiosas, reñidas definitivamente con la verdad de los acontecimientos.

Como forma de amenizar esta parte de lo que estamos escudriñando se nos ocurre, como ocasión propicia para ello, traer a estas paginas lo que Hector Rago, en su singular libro: “Cantando quiero decirte”, en el capitulo denominado “Ars amandi latinoamericano” de una forma amena, ligera y llena de expresiones jocosas, ha escrito: “Cantando quiero decirte con este bolero interruptus, que el bolero es un alarido puro y desgarrado, sin contemplaciones posibles, de todo ciudadano mayor de edad, de este domicilio latinoamericano y en pleno uso de sus facultades para enamorarse y enamorar, enloquecerse y enloquecer, ilusionarse y alucinar, traicionar y traicionarse, desgarrarse, entristecerse, despecharse desconsoladamente, emborracharse y “sobre todas las cosas del mundo”, recomenzar y enamorarse de nuevo, una y otra vez, “como si fuera esta noche la ultima vez”. Boleristas, boleròlogos, bolerianos, boleròmanos, boleròfogos y boleromaníacos coinciden en acusar al bolero de ser nuestra gran leyenda continental historiando y geografiando todas nuestras melancolías. Un canto y un dicho adherido a nosotros mismos, pegado como quien baila bolero, como un tatuaje en la piel de nuestros sentimientos que delinea nuestras mañas amorosas y que nos enseña a amar en bolero. Desde Chile, Lucho Gatica; por Argentina, la voz de terciopelo de Leo Marini; Paraguay que no se queda atrás con Luís Alberto del Paraná; Lucho Barrios, del Perú; el boliviano Raúl Shaw Moreno; el dúo ecuatoriano Julio Jaramillo y Olimpo Cárdenas; Alci Acosta por la hermana república y por la madre patria Gregorio Barrios; Felipe Pirela y ese portento de voz que fue Alfredo Sadel, por la casa; Alberto Beltrán por Dominicana. Tendré que mencionar por México lindo y querido a Maria Antonia del Carmen Peregrino, conocida en los altos fondos como Toña La Negra; Gabriel Siria Levario, conocido en los fondos bajos como Javier Solís; Ángel Agustín Maria Carlos Fausto Mariano Alfonso del Sagrado Corazón Lara y Aguirre del Pino; don Pedro Vargas, Armando Manzanero. ¿Es que te debo mencionar a los puertorros, ay bendito, Bobby Capó, Tite Curet Alonso, Tito Rodríguez, las inquietas anacoberías de Daniel Santos, que de amores algo sabía si juzgamos por las doce veces que se casó?. Obligarme a que te mencione la “concesión cubana”, oye tu, Barbarito Diez, Olguita Guillot, La Lupe, cosa más grande, Cesar Portillo de la Luz, Frank Domínguez, Vicentino Valdés, Ernesto Lecuona, el bárbaro Benny Moré y etcétera y compañía. Todos ellos, boleristas sin fronteras, han construido buena parte del repertorio de suspiros de nuestra América. Poderoso caballero es el bolero porque canta y te dice la historia de un amor como no hay otro igual, que te hizo comprender todo el bien y todo el mal. Formidable repertorio de melancolías y materia obligatoria del pensum de nuestra educación básica sentimental. Es el bolero como cosmovisión, como weltanschsauung de nuestra bohemia continental. Piensa en América, la ensoñadora, seducida por la promesa de redención del amante de turno, oblicuo falsificador de sentimientos y prestidigitador de ilusiones. América la engañada, siempre presa del círculo trágico pasión-traición-despecho; porque la promesa será fielmente traicionada, la utopía una vez más destrozada.Piensa que es entonces cuando la boleritud se nos convierte en certeza de vida, deshaciendo los entuertos de la pasión; el bolero con licencia para matar tristezas, al rescate de la esperanza perdida. Por eso, atiéndeme, quiero decirte algo, no podemos cantar todos los boleros, ni amar a todas las mujeres; pero hay que morir en el intento. Por eso supongo, suponte, supongamos que cerramos los ojos y repasamos en clave personal privadísima nuestro currículum vitae sentimental. Como vaya viniendo, vamos cantando y vamos diciendo. Y vamos imaginando, aprovechemos este momento cómplice y permíteme nostalgiar contigo, bolerizar juntos en un viaje exploratorio al centro de nosotros mismos. Cabrujas nos enseñó en El paseo de la gracia de Dios que “todos tenemos un bolero que no podemos cantar, porque duele”, pero siempre hay un bolero que tienes que cantar porque en cada lance romancesco recordaras alguna de sus frases: cada filón y cada arista de tu trasunto amoroso, interpretados a cabalidad por un bolero. Cuando expreses tu pasión o tu odio serás rotundamente original, pero a la vez estarás repitiendo la letra de un bolero que es nuestro Ars amandi porque descifra tu modus enmorandi. Por eso la H-3 de la rocola te canta y te dice tu bolero porque, desde el comienzo hasta el final, ese bolero es tuyo”. Es así amigo mío como se entiende, te sugiero que entiendas y entendamos todas las pasiones desbordadas que se desprenden de lo que significa la letra de un bolero, lo que entraña para quien ha escogido, no uno, sino varios, para identificar momentos placenteros, ingratos y de tristes recuerdos. Eso, amigo es el bolero, esencia pura de sentimientos encontrados, como reflejo de las contradicciones que nos brinda la vida en el desarrollo de un amor, el pan nuestro de cada día.

Anuncios

One thought on ““EL BOLERO:EXPRESION DE SENTIMIENTOS ENCONTRADOS”

  1. Magnifica reseña analitica del mega concepto de lo que es y representa el amor en el sentir de los amantes de los que aman ilimitadamente de los que logran coronar la cumbre de sus anhelo amorosos o de los que no logran conquistar el amor anhelado de los traicionados de los ingnorados que apuntan muy alto de los frustrados en el intento de los que pierden el amor de su vidade los que aman sin ser amados de los que dan amor a cambio de nada de los que aman en silencio a los que no saben que los aman de los que se aman y no se manifiestan de los que sufren por amores imposibles de los que pierden su amor por tonterias incomprension boberias por falta de temperamento por desidia de los que aman mas alla de su existencia de los que aman hasta el cenit de sus vidas de lo amores breves o eternos de los proclives a la infidelidad de los que perdonan a infieles incorregibles el amor viene a ser toda una galaxia el universo entero es infinito como el espacio sideralpor eso es lo que es en su concepto en su sentir ilimitado y el mejor medio para expresarlo difundirlo inmortalizarlo por el venir y devenir del tiempo es EL BOLERO GRANDISIMA EXPRESION DE AMOR DE TODOS LOS SERES VIVIENTES DEL UNIVERSO SIN EXCLUSION DE ANIMALES NI PLANTAS PUES DONDE HAY VIDA HAY AMOR .Congratulaciones por este tu aporte amigo a lo que es el BOLERO la expresion en todos los sentimientos y emociones a lo que nos vemos sometidos el amor cuando nos toca .Enaldro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s